Salsa Bearnesa: descubre cómo prepararla

Cómo preparar salsa bearnesa

La Salsa Bearnesa fue realizada por primera vez por el chef Collinet, el inventor de las patatas soufflés y la sirvió por primera vez el 25 de agosto del año 1836 como conmemoración de la apertura del restaurante: “Le Pavillon Henri IV” ubicado no muy lejos de París. Se abrió el restaurante para honrar la memoria de Enrique IV de Francia y dio el nombre de Salsa Bearnesa por proceder el cocinero de la región de Bearne.

Esta salsa está unida con la elaboración del filete Chateaubriand, así como en el empleo de diversas carnes en barbacoa, aunque puede aplicarse igualmente a ciertos platos de pescado y verduras a la parrilla.

La salsa Bearnesa es una salsa emulsionada a base de mantequilla y yema de huevo, las salsas emulsionadas con huevo suelen ser complicadas de realizar debido a la precisión que requiere su elaboración. Por regla general se aconseja realizar la emulsión en un recipiente de cobre. La operación se debe realizar con todos los ingredientes a la misma temperatura. Por ello se aconseja trabajar en una especie de baño María a temperaturas que pueden oscilar entre 30º y 37 °C. Estas temperaturas deben mantenerse para que la Salsa Bearnesa pueda ser fluida y pueda ser batida.

Se suele emplear vino blanco para aportar humedad sin necesidad de disminuir la acidez de la mezcla.

Estos son los ingredientes que vas a necesitar para la preparación de la Salsa Bearnesa:

  • 175 gramos de mantequilla.
  • Cinco cucharadas soperas de vino blanco seco.
  • Tres yemas de huevo.
  • 30 gramos de chalota picada.
  • Dos ramitos de perifollo o perejil.
  • Dos ramitos de estragón.
  • Un pellizco de perifollo (o perejil) y de estragón ‘picados’ conjuntamente.
  • Un poco de pimienta negra recién molida.

Y estos son los pasos a seguir si quieres aprender cómo preparar la Salsa Bearnesa:

  1. Utiliza un recipiente de cobre para reducir la cebolla, las ramitas de estragón y el perejil (todo finamente picado).
  2. Agrega el vino blanco y el vinagre, reduce a la mitad.
  3. Cuela esta mezcla y enfríala.
  4. Luego lo pones al baño María, agregas la mantequilla poco a poco con las yemas de huevo, bates constantemente hasta que adquiera una consistencia ligera: asegúrate que no se pegue en los bordes de la olla.
  5. Salpimentalo todo.

Y ya está lista esta deliciosa salsa francesa; ahora sólo queda echársela al plato elegido y disfrutar de su sabor.

Espero que os haya gustado esta receta y estas instrucciones sobre cómo preparar la Salsa Bearnesa y que compartáis esta receta con vuestros amigos y familiares :)

Salserita

View more posts from this author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>